• www.volviendoanacer.es | Bioneuroemoción Madrid | Hipnosis Clínica Reparadora | Regresiones | Hipnosis Profesional | Numerología Terapéutica | Registros Akhásicos | Theta Healing | Flores de Bach | Estudip Proyecto Sentido Gestacional | Estudio del Transgeneracional | MorfoPsicología

.

¡¡Basta de ataques!!

.

El ictus cerebral (también conocido como derrame, apoplejía o infarto cerebral) se considera un Accidente Cerebral Vascular, en adelante ACV. Su definición médica es la de alteración del riego sanguíneo cerebral y de otras estructuras del sistema nervioso.

En la mayoría de los casos la etimología de las palabras nos aporta una muy útil información sobre el significado para el que las utilizamos. Así, el término latino “ictus” hace referencia al ataque repentino asestado por un golpe violento.

Más adelante veremos que esto tiene que ver en gran medida con el Sentido Biológico de lo que denominamos ictus, visto desde la BioNeuroEmoción® y basado en los estudios del dr. Rike G. Hamer.

El ACV puede presentarse de dos formas:

  • Ictus hemorrágico (derrame o hemorragia cerebral). Producido como consecuencia de la rotura de un vaso sanguíneo.
  • Ictus isquémico (infarto cerebral). Detección o disminución brusca del flujo sanguíneo cerebral debido a la formación de un tapón en una arteria (causa muerte de células cerebrales por falta de O2). Cuando el tapón se forma en el cerebro hablamos de trombosis, y de embolia si el coágulo ha sido arrastrado desde otra parte del cuerpo hasta llegar a obstruir una arteria cerebral.

¿Qué nos dice nuestra biología?

Nuestro cuerpo reclama nuestra atención a través de los síntomas y/o enfermedades:

  • ¿Dónde no estoy haciendo lo que realmente deseo?
  • ¿Qué pensamiento (creencia) me incita a actuar de un modo deshonesto conmigo mismo?
  • ¿Qué pierdo o qué gano reaccionando de esta manera?

En el ictus hemorrágico (derrame o hemorragia cerebral), el Sentido Biológico nos indica que puede haber:

  • Una necesidad de incrementar las funciones intelectuales (=la sangre ocupa mayor superficie cerebral).
  • Un deseo de romper con el clan, esto es querer salir o escapar de él, en un contexto mental (por ejemplo romper con ciertos tabúes o, prejuicios).

En el ictus isquémico (infarto cerebral), el Sentido Biológico manifiesta que puede haber:

  • Una parte de nosotros que queremos anular/borrar o está siendo anulada (por los otros).
  • Un deseo de detener la marcha de algo o alguien sumamente importante para evitar perderlo.
  • Una falta de aliento por la vida.

En ambos casos han sido recibidos como un ataque repentino asestado por un golpe violento; sin embargo he de especificar que los ACV no devienen de una única situación conflictual, sino que en todos los casos aparecen tras una serie de conflictos repetitivos de iguales características.

.

www.volviendoanacer.es | Terapia PsicoBioEmocional Madrid | Ictus: Conflictos emocionales | Necesito huir de aquí.

Conflictos emocionales

Generalizando, en este tipo de conflictos hablamos de familia y de alegría de vivir, pues está implicada la sangre, en un clima de intensa preocupación, culpa y profunda desvalorización intelectual (= “no me he esforzado lo suficiente” o “por más que me esfuerce no voy a conseguirlo”). Cuando hablo de familia contemplaremos tanto la real como la simbólica, pero haciendo especial hincapié en el “cabeza de clan” (= “yo con el cabeza de clan, o yo como cabeza de clan”), puesto que para nuestro inconsciente es la cabeza la que arquetípicamente le representa.

Observemos ahora los conflictos con mayor detalle, teniendo en cuenta que la desvalorización está como trasfondo en todos ellos:

  • Derrumbe emocional que inclina mi balanza más hacia la muerte que hacia la vida. Se podría contemplar como un querer huir de la vida, de los problemas, de las personas que me asedian… Resentir: “¿Realmente merece la pena vivir de esta manera?”.
  • Gran estrés por haber perdido un territorio debido a mi mala elección, es decir, un “si hubiera sabido razonar/deducir mejor, si hubiera decidido otra cosa y/o no hubiera hecho caso a fulanito esto no habría pasado” (normalmente relacionado con la pérdida de un territorio -trabajo, casa, pareja…-). Resentir: “Me hice caso de mi hermano (=desvalorización) cuando yo sabía (=decisión errónea) que este no era un buen negocio (=pérdida de territorio)”.
  • Sentimiento de culpa y resistencia ante una terrible pérdida inminente. Resentir: “¡¡Se me escapa lo que yo más quiero y no sé qué más puedo hacer!!”).
  • Esfuerzo reiterado por destapar un misterio o secreto, ya sea del clan o externo a él, y no ser capaz de conseguirlo. Resentir: “Sé que hay gato encerrado”
  • Deseo de enfrentarme intelectualmente a alguien al que sitúo en capacidades por encima de mí. Resentir: “¡¡Se está riendo en mi cara!!”
  • No obtener los resultados deseados por haber pensado mal, analizado mal, actuado mal. Resentir: “Todo lo hago mal”.

Sintomatología

Si eres lector habitual de mis artículos sabrás que, aparte de los conflictos emocionales que entraña la enfermedad en sí, también me gusta hacer una lectura de los síntomas que acompañan al proceso dada su relevancia al mostrarnos el estado anímico en el que se encuentra la persona.

Esto es todavía más relevante y significativo en el caso de los ACV, puesto que dependiendo de la zona del cerebro donde se haya producido así encontraremos uno u otro conflicto. Por ejemplo, si la localización es en la corteza motora los conflictos repetitivos son de contrariedad en el movimiento (= la persona se siente bloqueada); si se presenta en la zona del área de broca (situada también en la corteza motora pero en este caso en el lóbulo frontal), el conflicto es de contrariedad en lo que digo; si el foco se establece en la corteza sensitiva (produciendo una alteración en la sensibilidad), los conflictos en este caso son de separación. Así:

  • Parálisis en cuerpo en general: No poder, deber o querer moverse.
  • Parálisis facial: Por ejemplo, quedar en ridículo, habría que mirar al detalle cual es la parte o partes afectadas.
  • Parálisis en espalda y hombros: No poder evitar algo o a alguien.
  • Parálisis de brazos: No poder sujetar algo, acercar, abrazar a alguien o no poder deshacerse de alguien o algo, empujarlo o rechazarlo , dependiendo de cuales sean los músculos afectados.
  • Parálisis de piernas: No saber cómo seguir. No poder salir, huir o acompañar. No poder realizar una acción de una manera satisfactoria (correr, nadar, bailar, saltar…).
  • Fuertes dolores de cabeza: No encontrar ideas para enfrentarme intelectualmente.
  • Trastornos de la vista, ceguera: Miedo frontal. No querer ver el peligro.
  • Vértigos: Sensación de caer al vacío. No pisar firme.
  • Dificultad en la expresión y/o en la comprensión: Evitar equivocarme.

Reflexiones

No existe el “¿Qué hubiera sido de mi vida si…?” porque básicamente el camino recorrido en ningún caso podría haber sido otro diferente al que es, al cual, por cierto, tienes mucho que agradecer puesto que te ha traído hasta dónde te encuentras aquí y ahora.

No hay decisiones buenas o malas, tan solo decisiones. Mis pensamientos, palabras y acciones son la causa, mientras que las situaciones que vivo son su efecto. Cada cosa que hago, elijo, decido, también me está acercando a conocerme. El error es un escalón más del aprendizaje.

Sólo podemos perder un territorio (físico, intelectual o emocional) si previamente nos hemos apegamos a él. El sentimiento de pérdida me invita a reflexionar sobre el sentido mismo de mi existencia. No es importante lo que tengo, sino lo que soy.

Vivimos en una sociedad intensamente desvalorizada. La única manera de detener esta enfermedad es dejar de competir y compararnos entre nosotros, tomando consciencia de que todos formamos parte de la misma Unidad.

.

Cada uno es perfecto en su imperfección

.

Redacción: Mari Ángeles Cámara – Volviendo a Nacer


– Gracias –


Porque tú tienes el problema pero también tú tienes su solución… te acompaño en el camino de vuelta a tu Ser, si es que encuentras obstáculos para acceder por ti mismo al origen de tu enfermedad, trastorno y/o situación conflictiva

.

www.volviendoanacer.es | Bioneuroemoción Madrid | Hipnosis Clínica Reparadora | Regresiones | Hipnosis Profesional | Numerología Terapéutica | Registros Akhásicos | Theta Healing | Flores de Bach | Estudip Proyecto Sentido Gestacional | Estudio del Transgeneracional | MorfoPsicología.

.

www.volviendoanacer.es | Bioneuroemoción Madrid | Hipnosis Clínica Reparadora | Regresiones | Hipnosis Profesional | Numerología Terapéutica | Registros Akhásicos | Theta Healing | Flores de Bach | Estudip Proyecto Sentido Gestacional | Estudio del Transgeneracional | MorfoPsicología.

Mail: angelescmr@gmail.com  –  Tfno. y Whatsapp: +34 685 42 36 53
Consultas presenciales en Madrid y en todo el mundo a través de Skype

.

Suscríbete al blog de Volviendo a Nacer y recibirás las últimas publicaciones y novedades en tu correo electrónico:

,

.

Si te ha gustado, ¡¡compártelo!!

  • www.volviendoanacer.es | Bioneuroemoción Madrid | Hipnosis Clínica Reparadora | Regresiones | Hipnosis Profesional | Numerología Terapéutica | Registros Akhásicos | Theta Healing | Flores de Bach | Estudip Proyecto Sentido Gestacional | Estudio del Transgeneracional | MorfoPsicología

.

“Tiro la toalla”

.

Hoy contemplaremos cuáles son los conflictos emocionales relacionados con la hipotensión, tras el estudio que hice sobre la hipertensión en el último artículo. De él recojo tan solo unas pocas líneas para, a título de recordatorio, saber a qué nos referimos cuando hablamos de tensión arterial:

“Con cada latido el corazón impulsa la sangre hacia las arterias consiguiendo que se alcance la presión suficiente para que ésta llegue a todo nuestro organismo y de esta forma aportar el oxígeno y los nutrientes necesarios para su funcionamiento.

Cuando esta presión (conocida como presión sanguínea o arterial) supera los niveles establecidos (aproximadamente 140/90 mmHg) hablamos de hipertensión arterial (HTA), y de hipotensión cuando quedan por debajo (90/60 mmHg)”.

Teniendo en cuenta lo anterior, en el momento en el que nuestro cuerpo (corazón, cerebro…) no recibe el alimento (= energía) que necesita todo él entra en colapso, con lo que la demanda de atención es de carácter muy urgente.

¿De qué nos habla la biología?

Aquí, al igual que ocurre con la hipertensión, existe una desvalorización pero si cabe todavía más profunda, en la que se ve implicada la tensión/presión familiar (sangre) y el territorio (corazón). Esta desvalorización es vivida en términos de impotencia y renunciación (renuncia hecha con sacrificio).

Se trata generalmente de personas que tienden a desanimarse con suma facilidad abrumadas por lo que consideran el “peso de los acontecimientos” (cuando estudiamos el transgeneracional acostumbramos a ver que se han sostenido grandes cargas familiares).

En la biología, cuando un animal está en peligro y no tiene posibilidad de escapar “se hace el muerto” con el fin de no ser depredado. El Sentido Biológico de la hipotensión alude a esto mismo, puesto que al descender la presión sanguínea se consigue el reducir al máximo las constantes vitales.

Por lo tanto cuando quiero dejar de decir o hacer, cuando me siento sin fuerzas para luchar (y es importante señalar que esto siempre ocurre primero a nivel de la psique), mi cerebro recoge cual es mi voluntad (inconsciente) e ipso facto, después de acceder a toda la información de que dispone (colectiva o cultural, transgeneracional, de proyecto sentido y cronológica), elige cual es la mejor solución como respuesta al conflicto en cuestión: en este caso la orden que recibe nuestra biología es la de bajar la “presión” con el fin de permanecer en un estado de reposo por no estar dispuestos para la acción.

.

www.volviendoanacer.es | Terapia PsicoBioEmocional Madrid | Tensión arterial: Hipotensión, conflictos emocionales (Parte 2) | tiro la toalla.

Sintomatología

Entre los síntomas que pueden aparecer estarían:

  • mareos,
  • vértigo,
  • visión borrosa,
  • ausencias,
  • confusión,
  • náuseas y vómitos,
  • debilidad,
  • somnolencia,
  • desvanecimientos…

Conflictos emocionales

La persona hipotensiva siente desánimo por la vida, experimentando un desaliento por vivir.

La sensación de que las cosas a su alrededor no funcionan y de que por mucho que haga no mejorarán hacen que se sienta derrotada y decida, consciente o inconscientemente, “tirar la toalla”.

Los síntomas que presenta muestran claramente cual es su estado emocional, puesto que el hecho de “mantenerse dormida” (somnolencia), de pérdida de conciencia (desvanecimientos) o de pérdida de energía (debilidad), dejan entrever la dejadez y la negación de estar presente en la situación en la que se siente involucrada; es como querer alejarse del problema con el fin de no tomar cartas en el asunto, rehuyendo de la responsabilidad que solo a ella la compete.

La persona entra en un estado “víctima”; completamente desempoderada, cede a que la oscuridad crezca en su interior.

Reflexiones

De nada sirve demorar la toma de tu poder personal que rehúsas ostentar en tu vida, a pesar de que así lo sientes.

Ninguna carga es más pesada que la que tú eliges llevar…. entonces ¿por qué lo hacemos? Y aquí pluralizo porque somos todos los que, en mayor o menor medida, tenemos miedos, miedos que son alimentados por creencias del tipo “no puedo”, “no soy capaz”, “no valgo”, “necesito”… Sin embargo los miedos son sólo ideas que hacen eco en nuestra mente: cualquier miedo puesto de frente se cae al no tener ninguna base que lo sostenga.

Cuando te haces responsable de tu vida te das cuenta del maravilloso surtido de recursos que, a pesar de haber estado siempre a tu alcance, hasta ahora desconocías.

.

Fíjate una meta, trae al presente tus sueños…

Nadie, excepto tú, puede llevar tu barco a buen puerto

.

Redacción: Mari Ángeles Cámara – Volviendo a Nacer


– Gracias –


Porque tú tienes el problema pero también tú tienes su solución… te acompaño en el camino de vuelta a tu Ser, si es que encuentras obstáculos para acceder por ti mismo al origen de tu enfermedad, trastorno y/o situación conflictiva

.

www.volviendoanacer.es | Bioneuroemoción Madrid | Hipnosis Clínica Reparadora | Regresiones | Hipnosis Profesional | Numerología Terapéutica | Registros Akhásicos | Theta Healing | Flores de Bach | Estudip Proyecto Sentido Gestacional | Estudio del Transgeneracional | MorfoPsicología.

.

www.volviendoanacer.es | Bioneuroemoción Madrid | Hipnosis Clínica Reparadora | Regresiones | Hipnosis Profesional | Numerología Terapéutica | Registros Akhásicos | Theta Healing | Flores de Bach | Estudip Proyecto Sentido Gestacional | Estudio del Transgeneracional | MorfoPsicología.

Mail: angelescmr@gmail.com  –  Tfno. y Whatsapp: +34 685 42 36 53
Consultas presenciales en Madrid y en todo el mundo a través de Skype

.

Suscríbete al blog de Volviendo a Nacer y recibirás las últimas publicaciones y novedades en tu correo electrónico:

,

.

Si te ha gustado, ¡¡compártelo!!

 

  • www.volviendoanacer.es | Bioneuroemoción Madrid | Hipnosis Clínica Reparadora | Regresiones | Hipnosis Profesional | Numerología Terapéutica | Registros Akhásicos | Theta Healing | Flores de Bach | Estudip Proyecto Sentido Gestacional | Estudio del Transgeneracional | MorfoPsicología

.

¡¡Alerta!!

¡¡Posible cortocircuito!!

.

Con cada latido el corazón impulsa la sangre hacia la pared de las arterias consiguiendo que se alcance la presión suficiente para que ésta llegue a todo nuestro organismo, y de esta forma aportar el oxígeno y los nutrientes necesarios para su funcionamiento.

Cuando esta presión, conocida como presión sanguínea o arterial, supera los niveles establecidos (aproximadamente 140/90 mmHg) hablamos de hipertensión arterial (HTA), y de hipotensión cuando quedan por debajo (90/60 mmHg).

Si bien la mayoría de las veces la hipertensión no es una causa secundaria, en los casos en los que no haya “una causa aparente” es conveniente descartar posibles daños a nivel renal, endocrino o vascular.

¿De qué nos habla la biología?

Sin embargo la hipertensión no deja de ser un Programa Especial con Sentido Biológico, de acuerdo a los estudios del dr. Rike Hamer y en los que parte de la metodología de la BioNeuroEmoción® se sustenta. La característica primera que identifica a un hipertenso es la desvalorización puesto que se ve implicada la sangre, que a su vez señala conflictos relacionados con la familia, y al corazón que nos habla de territorio (siempre en términos de real o simbólico). 

Por lo tanto, el Sentido Biológico de la hipertensión es el de aumentar la presión de la sangre (=familia) para que entre o salga más rápidamente del corazón (=casa, hogar, territorio), es decir, alude a las entradas y salidas de la familia en el territorio.

Pero también consideraremos otra mirada, puesto que si yo me exijo ser más efectivo (tanto intelectual como físicamente) para ser aceptado por el clan, también requeriré de una mayor “presión” que me de la fuerza necesaria para conseguirlo.

Conflictos emocionales

Ya te he comentado en otros artículos, pero no está de más el recordarlo, que el síntoma es la mejor respuesta que encuentra el cerebro como solución a un conflicto psicológico. Los conflictos emocionales que hay tras la hipertensión son los siguientes:

  • Gran tensión familiar que impide que la persona se relaje completamente. Suele tratarse de personas sensibles y complacientes que se toman todo a pecho, y que tienden habitualmente a dramatizar y a rumiar en su cabeza gran número de situaciones que las sumen en la preocupación. Resentir: “Ya no puedo más”, “¡¡Estoy a punto de estallar!!…
  • Falta de atención por parte de mi familia. Resentir: “No le importo a mi familia”, “A mamá no le interesa nada de lo que hago”, “¡¡Papá no me respeta en absoluto!!”…
  • Desvalorización e impotencia al verme forzado a someterme ante alguien que me domina… por querer ser yo el dominante. Resentir: “Estoy harto de quedarme trabajando hasta tan tarde”, “¿Por qué he de venir a las diez si a mis amigos les dejan llegar más tarde?”…
  • Impotencia por quedar desplazado del sitio dónde deseo estar, reprimiendo un NO rotundo ante la situación que me niego a vivir. Resentir: “Me trasladan a la oficina que tienen en el centro”, “¿Por qué se han de encargar tus padres de realizar la compra?”.
  • Temor de que la familia se separe, aumento la presión para evitar una desunión. Resentir: “Mi hijo se marcha lejos y no sé cuando volverá”.
  • Ímpetu de poseer y/o controlar con una connotación de “no me dejan hacer lo que quiero”. Resentir: “Se me va fuera a estudiar”, “No pude hacer nada por él”.
  • Oposición a salir, en el sentido más amplio de la palabra. Sería como un “no querer moverme de donde me encuentro”. Resentir: “He de estar tres meses fuera del país”, “Dicen de ir a bailar después de la cena”, “Pedro quiere que me case con él”.
  • Decepción amorosa (engaño, dolor…). Resentir: “Nadie va a romperme de nuevo el corazón”, “Una y no más”.
  • Aprensión y aprehensión. En el primer caso me refiero a la persona que vive en una constante preocupación y angustia por lo que la pueda ocurrir ante algo que tan sólo existe como idea en su cabeza; sería algo así como “tener el alma en vilo”. He querido aprovechar el juego de palabras para designar con el segundo término a todo aquel que “no pasa página”, a pesar de que aparentemente prefiere evitar los conflictos. Resentir: “Si ya se lo decía yo”.
  • Necesito de más fuerza (=más presión) para hacer aquello que esperan de mí. En este caso se trata de personas que se “presionan” mucho en el afán de ver felices a todos cuantos le rodean. Resentir: “Tengo que levantarme temprano para llevar al colegio a mis nietos”.
  • Quiero ser a toda costa el mejor, el “number one”. Resentir: “Mi presentación será la más espectacular de la clase”, “Voy a terminarlo antes de lo que esperan”.
  • Problemas con los líquidos, reales o simbólicos: agua, mamá, dinero (=liquidez), vivido en términos existenciales (“todo se desmorona a mi alrededor”) y/o en términos de injusticia (“¡¡me quitan mi casa!!”).
  • Por último, hay un resentir que difiere de acuerdo a si el conflicto que deviene de las salidas o entradas de la familia en el territorio es vivido en femenino o en masculino:
  1. Hipertensión central, también conocida como masculina al estar presente el ventrículo, caracterizada por tener las manos calientes. Los ventrículos del corazón son los encargados de impulsar con fuerza a la sangre para que abastezca a todo el organismo. Cuando esta presión aumenta favorece el que “las puertas de la casa (=corazón) se abran”:
    1. Se da cuando callo y aguanto las ganas de echar a alguien de mi casa por temor a perder a otro al que quiero (retener). Veamos un ejemplo: se instalan en mi casa mi hijo y mi nuera y a ella no la soporto, me gustaría echarla fuera… pero si lo hago perderé también a mi hijo (=el amor de mi hijo).
    2. También “dejo las puertas abiertas” si alguien al que me niego a perder se ha marchado y quiero que vuelva. Por ejemplo puede aparecer ante la muerte de un familiar muy allegado.
  2. Hipertensión periférica, o femenina al estar presente la aurícula, donde las manos están frías. Al ser presionadas las arterias que van al corazón se evita que la sangre entre o salga de él, es decir, este tipo de hipertensión ocurre si cierro las puertas “porque no quiero que alguien entre en mi casa” o “porque quiero que no haya nadie que se vaya de ella”. Un ejemplo sería el de no querer que mi marido traiga a su madre a vivir a casa.

Asimismo, y teniendo en cuenta que el ventrículo tiene que ver con lo masculino (=papá) y la aurícula con lo femenino (=mamá), buscaremos un conflicto de “quiero que mamá y papá se separen” si el nivel de presión arterial sistólica o “alta” (se corresponde con la contracción del corazón) está muy separada de la diastólica o “baja” (que es cuando el corazón se relaja para volver a llenarse de sangre), y uno de “quiero que mamá y papá se junten” si ambas presiones están muy próximas entre sí.

Hipertensión en el embarazo

Ahora veremos que por lo representativo cabe destacar que lo usual es que se presente en el primer trimestre del embarazo.

Para nuestro inconsciente el útero, al igual que lo es el corazón, también es casa (de hecho fue nuestra “primera casa”). Hemos visto más arriba que entre los conflictos que dan pie a que pueda manifestarse una hipertensión estaban el de querer que alguien se vaya de casa, que no entrara nadie en casa o el de no querer que alguien salga fuera de ella.

Pues bien, además de tener en cuenta si el conflicto deviene por querer separarse de la pareja (= “querer que se vaya de casa”) o incluso si el quedarse embarazada supone el que la familia se aloje en casa para “atender a la futura mamá” (= “no quiero que entren en casa”), contemplaremos que ahora hay un nuevo ser a tener en cuenta: el propio hijo, por lo que puede aparecer hipertensión si la mamá, el papá o tal vez la familia no quieran este embarazo… pero también al contrario (el inconsciente no es dual), cuando se teme que se pueda perder al bebé (por ejemplo si ha habido abortos espontáneos previos).

En ambos casos puede tratarse de un pensamiento consciente… pero también de un miedo inconsciente sustentado por las creencias y emociones que heredamos del Transgeneracional (quizá si hubo muertes de niños o parturientas durante el parto, repitiendo la historia de un conflicto que se mantiene en la familia) o de esas otras que se dieron durante mi propio estado fetal, y que estudiamos en el Proyecto Sentido (por ejemplo si es que mamá quiso abortarme).

www.volviendoanacer.es | Terapia PsicoBioEmocional Madrid | Tensión arterial: Hipertensión, conflictos emocionales (Parte 1)

A tener en cuenta

Una persona hipertensa puede serlo durante muchos años sin percatarse de ello puesto que no suele presentar síntomas hasta el momento en el que, tras resentir reiteradamente el mismo conflicto, termina por verse dañado el corazón, el cerebro o los riñones, pudiendo aparecer entonces dependiendo de su intensidad:

  • retención de líquidos,
  • mareos,
  • náuseas y vómitos,
  • fuertes dolores de cabeza,
  • fatiga y/o dificultades respiratorias,
  • sangrado nasal,
  • trastornos visuales,
  • confusión,
  • angina de pecho.

Reflexiones

No puedes vivir persiguiendo el bienestar ajeno a costa de olvidar el tuyo propio básicamente porque esto es imposible, puesto que si tú no te das lo que necesitas vas a percibir constantemente necesidad en los demás, lo que te llevará irrevocablemente a la insatisfacción (= tu necesidad sigue sin estar cubierta)… y de aquí al estrés, o lo que es lo mismo a la “sobre tensión / sobre presión”, sólo hay un paso.

No te guardes lo que sientes ¡¡y exprésalo!!… porque no hay nada malo en manifestar nuestras emociones. Lo que realmente nos enferma es el juicio que nosotros mismos nos hacemos por sentirlas.

.

Relájate. Nadie te pide nada… salvo tú a ti misma

.

Redacción: Mari Ángeles Cámara – Volviendo a Nacer


– Gracias –


Porque tú tienes el problema pero también tú tienes su solución… te acompaño en el camino de vuelta a tu Ser, si es que encuentras obstáculos para acceder por ti mismo al origen de tu enfermedad, trastorno y/o situación conflictiva

.

www.volviendoanacer.es | Bioneuroemoción Madrid | Hipnosis Clínica Reparadora | Regresiones | Hipnosis Profesional | Numerología Terapéutica | Registros Akhásicos | Theta Healing | Flores de Bach | Estudip Proyecto Sentido Gestacional | Estudio del Transgeneracional | MorfoPsicología.

.

www.volviendoanacer.es | Bioneuroemoción Madrid | Hipnosis Clínica Reparadora | Regresiones | Hipnosis Profesional | Numerología Terapéutica | Registros Akhásicos | Theta Healing | Flores de Bach | Estudip Proyecto Sentido Gestacional | Estudio del Transgeneracional | MorfoPsicología.

Mail: angelescmr@gmail.com  –  Tfno. y Whatsapp: +34 685 42 36 53
Consultas presenciales en Madrid y en todo el mundo a través de Skype

.

Suscríbete al blog de Volviendo a Nacer y recibirás las últimas publicaciones y novedades en tu correo electrónico:

,

.

Si te ha gustado, ¡¡compártelo!!

  • www.volviendoanacer.es | Bioneuroemoción Madrid | Hipnosis Clínica Reparadora | Regresiones | Hipnosis Profesional | Numerología Terapéutica | Registros Akhásicos | Theta Healing | Flores de Bach | Estudip Proyecto Sentido Gestacional | Estudio del Transgeneracional | MorfoPsicología

.

¿Es esta la dirección que quiero tomar en mi vida?

.

A grosso modo, los 206 huesos y 650 músculos de nuestro cuerpo, junto a los cartílagos, ligamentos, tendones, ganglios linfáticos y la sangre, conforman el grupo que la Nueva Medicina Germánica, y con ella la BioNeuroEmoción®, engloba dentro de la capa denominada “Mesodermo Nuevo”. Dependiendo de la intensidad y colorido con los que se viva la situación conflictual así se verán afectados unos u otros, puesto que cada hueso, músculo… tiene un significado preciso para nuestro inconsciente; gracias a esto podemos investigar, hallar y solucionar la base del conflicto.

Todos los conflictos emocionales que dan lugar a las patologías en estas partes de nuestro cuerpo están relacionados con la devaluación y la desvalorización. Los dos síntomas que lo caracterizan son el dolor (=a más dolor físico, mayor dolor emocional) y la incapacidad funcional de la parte del cuerpo en cuestión.

Ya te he hablado en otros artículos de las dos fases de la “enfermedad” que reciben, entre otros nombres, fase fría y fase caliente. La fase fría hace alusión al periodo en el que estamos inmersos en el conflicto  (=situación estresante), en el que nuestro inconsciente biológico se mantiene alerta preparado para atacar o huir. Cuando resolvemos el conflicto a nivel psico-emocional entramos en la fase caliente, momento en el que va a aparecer la sintomatología en los órganos pertenecientes al Mesodermo Nuevo.

Como seres humanos cometemos un grave error, y es el de compararnos con el resto de individuos de nuestra especie. Cada vez que esto ocurre porque siento que no llego, que no puedo conseguirlo o porque no soy capaz de llevar a cabo una acción determinada, decrece mi autoestima y me desvalorizo en la acción. Con el fin de aminorar la tensión emocional que esto produce el cerebro envía una orden a la parte del cuerpo en cuestión, que manifiesta la creencia (con mucha probabilidad inconsciente) y la emoción que no se expresa.

.

www.volviendoanacer.es | Terapia PsicoBioEmocional | Tobillos: Conflictos emocionales | ¿Es esta la dirección que quiero tomar en mi vida?.

Tobillos

El tobillo es la parte del cuerpo que une la pierna (tibia =representa a mamá, y peroné =representa a papá) con el pie (astrágalo =el pie en general también es mamá). Simbólicamente habla de mi estabilidad, flexibilidad y capacidad de decidir ante los nuevos rumbos que se me plantean en la vida en relación a mis creencias y valores.

Conflictos emocionales

Una lesión en el tobillo muestra un conflicto de desvalorización:

  • En la dirección que tomo en la vida… o en la que no tomo, así como en los cambios de dirección; me imponen seguir una dirección cuando yo deseo elegir otra (“no sé qué es lo que hago aquí)”.
  • Cuando a pesar de no sentirme a gusto en la posición que ocupo en relación a los demás encuentro dificultades para cambiar la postura y por tanto me mantengo en ella. También si la sensación que tengo es de ser inestable.
  • Si creo haber tomado una decisión equivocada o me siento inseguro a la hora de decidir ante algo en concreto (“quizá no sea esto lo que debo hacer”). Aquí puede aparecer temor a afrontar mi responsabilidad en un futuro.
  • En el movimiento o la acción (correr, bailar, jugar…) que no llevo a cabo como me gustaría para que mis padres “estén orgullosos de mí”.
  • Cuando muestro mi rigidez / inflexibilidad a la hora de aprender de otra persona (“¿acaso cree que me puede enseñar algo?”). 
  • Al sentirme separado de papá o mamá (tengamos siempre en cuenta que el inconsciente no distingue entre real y simbólico; mamá puede ser también la mujer, la tierra, la persona que me sostiene, y el padre el trabajo, el hombre, el que me protege).

Si bien todos los síntomas y/o enfermedades siempre nos alertan de que vamos en una dirección equivocada (alejándonos por tanto de lo que en nuestro fuero interno queremos hacer), es el tobillo en mayor medida, dada la lectura de su lesión, el que más claramente nos lo muestra al marcarnos un alto en el camino, y de esta forma tener la opción de reflexionar sobre si la dirección que estoy tomando es la yo que quiero o es la que “me siento obligado” a tomar en contra de mi voluntad; es decir, el síntoma me proporciona la justificación que necesito para detenerme.

Síntomas comunes

Esguince

El esguince tiene que ver con la dirección o el cariz que puedan tomar las asuntos/aspectos/personas en el futuro, puesto que es el ligamento la parte que se afecta: la persona ha vivido una situación con desvalorización por temor ante el resultado (“no es lo que se espera de mí”). También contemplaremos el resto de los conflictos referentes al tobillo (detallados más arriba) pero siempre con la connotación de “futuro”.

A continuación te muestro cual es la lectura del esguince según sea una u otra parte la dañada; en todos los casos, como ya hemos visto, hay que tener en cuenta a la madre (puesto que el pie arquetípicamente la representa) y la conexión con el futuro:

  • Ligamento lateral externo (movimiento de inversión = hacia dentro)
    • Dolor en parte posterior (y talón): Se relaciona con la vejiga (=orina) y por tanto con la delimitación del territorio (casa, trabajo, pareja…).
    • Dolor en parte anterior (empeine): En este caso está implicada indirectamente la vesícula biliar que nos habla de la desvalorización con un tinte de cólera, rencor, ira reprimida, vergüenza, injusticia.
  • Ligamento lateral interno (movimiento de eversión=hacia fuera):
    • Dolor en la parte interior: Tiene que ver con el páncreas (=dulzura, cariño) y con el bazo (=preocupación), todo ello en relación con los hijos.

Contractura en los músculos que movilizan el tobillo

La contractura nos indica que la persona está en una contradicción, es decir, quiere hacer algo pero lleva a cabo lo contrario; la sensación es de “haber tomado la decisión equivocada” o de “no haber tomado ninguna decisión”.

A diferencia del esguince, en el que el sufrimiento deviene de una situación que se lleva tiempo viviendo o se repite (como tendemos a suponer lo que viene detrás de algo “conocido” de una manera automática se crea una sensación de impotencia pues damos por hecho que sea lo que fuere no va a acabar bien), en la contractura (= ¡me he torcido el pie!) la situación es producto de un acontecimiento puntual ante el que opongo resistencia (=inflexibilidad), en relación a los conflictos generales del tobillo expuestos con anterioridad.

Asimismo hemos de tener en cuenta que tras la inflamación se esconde el rencor, la rabia y/o el resentimiento

Fractura

Cuando se produce una fractura contemplaremos los mismos conflictos pero vividos con mucha mayor carga emocional, ya que en cierta medida mi vida “se rompe” también.

Hinchazón

Se produce cuando hay retención de líquidos (=agua). El agua simboliza la vida, las emociones, la madre.

Cuando se hinchan los tobillos hay que mirar que emociones primarias se están reprimiendo (miedo, tristeza, asco, alegría, rabia) en relación a la madre, pero también la hinchazón nos habla de protección: pongo agua por medio si no me siento protegido por mamá o si soy yo quién ha de protegerla (¿qué tal la relación entre mamá y papá?, no olvides que el hueso del peroné está presente).

Lateralidad

En todos los casos tendremos en cuenta la lateralidad de la persona puesto que la lectura es diferente de una persona diestra a una zurda biológica, indistintamente del sexo que sea (ojo porque puede haber zurdos contrariados). A continuación tienes las características relevantes para alguien diestro (las personas zurdas a la inversa):

  • Tobillo derecho:
    • Acción contrariada.
    • Relacionado con lo masculino: Se toma una dirección equivocada “debido” al marido, padre, jefe, socio, trabajo.
    • Pueden verse afectados mis valores fundamentales.
    • Desvalorización en un contexto de separación del padre o función paterna (= el síntoma “favorece” volver al padre).
  • Tobillo izquierdo:
    • Deseo contrariado.
    • Relacionado con lo femenino: Se toma una dirección equivocada “debido” a la madre o a los hijos.
    • Puede vivirse como una pérdida de apoyo.
    • Desvalorización en un contexto de separación de la madre o función materna (= el síntoma “favorece” volver a la madre).

.

www.volviendoanacer.es | Terapia PsicoBioEmocional | Bioneuroemoción | Hipnosis | Tobillo: Conflictos emocionales | ¿Es esta la dirección que quiero tomar en mi vida?.

Reflexiones

Ante todo pregúntate: ¿A dónde voy y no quiero ir? ¿Es esto realmente lo que quiero hacer?

Únicamente se te pide coherencia, es decir, haz con lo que te sientas a gusto y deja de hacer lo que quieren (o piensas que quieren) los demás.

Ábrete a recibir nuevas maneras más abiertas y flexibles de ver las cosas.

Has de salir de las creencias “tengo que”, “debo de” o “necesito”. Empieza a vivir la vida por y para ti, es un error creer que obligándote a hacer algo que no quieres estás haciendo un favor a nadie: ni es beneficioso para ti ni para los demás.

Cuando te muestras fiel a ti mismo enseñas a los otros a que mantengan su fidelidad hacia ellos mismos.

Recuerda que el mundo es un gran espejo, y en la medida en que te sientas “obligado” por los demás a hacer una determinada acción, en esa misma medida estás negándote ser tú mismo.

Cualquier momento es perfecto para comenzar a ser dueño de tus decisiones… ¿Por qué no hacerlo ahora?

Cuando elijas “bien” felicítate, y cuando no sea así simplemente quédate con el aprendizaje implícito y elije de nuevo.

.

Deja de compararte… ¡¡eres un ser único e irrepetible!!

En lugar de lamentarte, agradece que así sea

.


– Gracias –


Porque tú tienes el problema pero también tú tienes su solución… te acompaño en el camino de vuelta a tu Ser, si es que encuentras obstáculos para acceder por ti mismo al origen de tu enfermedad, trastorno y/o situación conflictiva

.

www.volviendoanacer.es | Bioneuroemoción Madrid | Hipnosis Clínica Reparadora | Regresiones | Hipnosis Profesional | Numerología Terapéutica | Registros Akhásicos | Theta Healing | Flores de Bach | Estudip Proyecto Sentido Gestacional | Estudio del Transgeneracional | MorfoPsicología.

.

www.volviendoanacer.es | Bioneuroemoción Madrid | Hipnosis Clínica Reparadora | Regresiones | Hipnosis Profesional | Numerología Terapéutica | Registros Akhásicos | Theta Healing | Flores de Bach | Estudip Proyecto Sentido Gestacional | Estudio del Transgeneracional | MorfoPsicología.

Mail: angelescmr@gmail.com  –  Tfno. y Whatsapp: +34 685 42 36 53
Consultas presenciales en Madrid y en todo el mundo a través de Skype

.

Suscríbete al blog de Volviendo a Nacer y recibirás las últimas publicaciones y novedades en tu correo electrónico:

,

.

Si te ha gustado, ¡¡compártelo!!

  • www.volviendoanacer.es | Bioneuroemoción Madrid | Hipnosis Clínica Reparadora | Regresiones | Hipnosis Profesional | Numerología Terapéutica | Registros Akhásicos | Theta Healing | Flores de Bach | Estudip Proyecto Sentido Gestacional | Estudio del Transgeneracional | MorfoPsicología

.

Ni contigo ni sin ti

El dolor del cuerpo refleja el dolor del Alma

.

Desde la BioNeuroEmoción® entendemos que la persona con fibromialgia está viviendo un fuerte y prolongado sufrimiento interior consecuencia de sus relaciones familiares. La definición de los vocablos que componen esta palabra son muy significativos:

  • Fibro: Son las fibras familiares. Hace por tanto referencia a las relaciones familiares: los lazos, vínculos, agarres (=dependencia) familiares que crean una obligación de responsabilidad de la persona hacia su familia. La parte afectada es el tendón que tiene que ver con problemas situados en el presente, es decir, la persona vive preocupada por lo que le está ocurriendo en este momento.
  • Mio: Es el músculo y por tanto la fuerza. De acuerdo a mi manera de relacionarme voy a poder sentirme fuerte (=con “potencia”) si me valoro y me respeto (=tomo decisiones por y para mí), o con falta de fuerza (=impotencia) cuando antepongo ante mí a la familia y me someto a ella.
  • Algia: Es dolor. Hemos de tener en cuenta que siempre el dolor físico es directamente proporcional a la intensidad del dolor emocional.

Nadie me cree

Durante mucho tiempo la fibromialgia ha sido considerada como una de las “enfermedades fantasmas” debido a que el dolor músculo-esquelético y el cansancio extremo, síntomas que habitualmente aparecen desde su comienzo, no “se dejan ver” por las personas de su entorno.

Como más adelante veremos, la principal característica de las personas que manifiestan esta enfermedad es su gran desvalorización.

¿Qué ocurre pues cuando a pesar de expresar el dolor que sienten “nadie las cree”? Ocurre que crece su desvalorización y con ella su entrega hacia los demás, y como todo lo que anhelan en la vida (=“la zanahoria que persiguen”) es la aprobación y el reconocimiento de la familia (padre, madre, hermanos, hijos… pero también familia simbólica), cumplirán rigurosamente todo lo que se las exija (=todo lo que se exigen a sí mismas) con el fin de obtenerlo aunque ello conlleve un sobre esfuerzo, y en consecuencia un mayor dolor y sufrimiento.

Esta es la trampa dónde sin darse cuenta estas personas se quedan enganchadas, porque al igual que le sucede al burro de la fábula, tampoco ellas van a conseguir atrapar la zanahoria: por más que antepongan su familia ante ellas mismas, ante sus propias necesidades y sufrimientos, van a lograr que los demás las quieran como a ellas les gustaría que las quisieran.

Las estadísticas nos muestran que la fibromialgia afecta sobre todo a las mujeres (90%). Esto, por supuesto y como todo, no se debe al azar. Es la mujer la que durante generaciones y generaciones ha sido educada en el servilismo. Es la mujer la que ha callado y ha aceptado, sumisa, cuanto se la exigía. Es hora de que comencemos a expresar nuestros sentimientos y deseos. Es hora de gritar nuestros sufrimientos.

Conflictos biológicos y su relación con los síntomas

Los conflictos biológicos que simultáneamente vive la persona con fibromialgia son básicamente cuatro, a saber:

  • Conflicto de dirección.
  • Conflicto de doble obligación.
  • Conflicto de contacto impuesto.
  • Conflicto de Identidad.

Conflicto de dirección

Este conflicto afecta a las glándulas suprarrenales que secretan (entre otras) el cortisol, hormona encargada de mantener el nivel de energía apropiado en nuestro organismo. Cuando su producción es deficiente aparece la debilidad y el cansancio.

¿Qué hace una persona cuando se encuentra cansada? Descansar (=”dejar de cansarse”). ¿Cómo lo hace? No moviéndose. Y es este, precisamente, el Sentido Biológico de la disminución de cortisol. La persona con fibromialgia necesita pararse porque siente que “anda perdida por el mundo”, que “ha llevado un rumbo incierto en su vida” y ha de retomar nuevamente su camino. Pero sucede que esta idea la deja aún más paralizada porque teme que si lo hace va a ser rechazada por su familia… y eso, para ella, es inconcebible.

  • Cansancio, fatiga extrema: Cuando se ha estado luchando un día sí y el otro también durante mucho tiempo, la resistencia al esfuerzo disminuye y con ella la fortaleza de la estructura (el músculo se vuelve “impotente”). La persona se alza como “soy el pilar de mi familia” y aguanta porque “es la cruz que Dios me ha dado”. Haz caso a tu síntoma que te dice: ¡¡Para y deja de cargar con tanto peso!!.

Conflicto de la doble obligación

La persona se siente incapaz de tomar una decisión en lo que para ella supone un doble compromiso familiar que debe solucionar al mismo tiempo. El resentir es “tengo que hacer esto por mamá -por ejemplo- aunque ella me haga sufrir”. Es tan acérrima su fidelidad familiar que opta por mantenerse enferma antes que salir de ese patrón y comenzar a vivir su propia vida: “no tengo derecho a hacer otra cosa”, “¿qué van a pensar de mí?”, “si no lo hago yo… ¿entonces quién?”.

  • Dolor persistente: Aunque el dolor se deja sentir en todo el cuerpo, hay unas zonas que se resienten más que otras como son las rodillas. El dolor en esta articulación está indicándome que “me obligo (o siento que me obligan) a arrodillarme frente a la autoridad (=¿quién es para ti la autoridad?)”.  La persona sufre porque en su interior se enfrentan dos fuerzas contradictorias muy poderosas, y es que por un lado “quiero dejar de someterme a mi familia (ya hemos visto padre, madre… real o simbólico) que me causa sufrimiento” y por otro “no puedo cortar este lazo porque sin ella muero”.

Conflicto de contacto impuesto

Las personas con fibromialgia muestran una total incoherencia con lo que sienten. Este conflicto deja entrever que ante cualquier situación ellas son las que menos importan, y por tanto ocupan el último lugar en su propia vida. Se dejan manipular emocionalmente por los demás asumiendo hacer lo que rechazan.

  • Rigidez de intensidad variable de los músculos y tendones: Aparece cuando hago algo que no quiero hacer o estoy con una persona con la que no quiero estar: “tengo que asumir esta obligación”, “no deseo hacer esto pero no puedo rehusar”, “no puedo negarme”. 
  • Alteraciones del estado de ánimo (depresión, tristeza, melancolía…): “De nada ha valido sacrificarme para que todo sea diferente, para que los otros cambien” (= sean como a mí me gustaría que fueran). 
  • Dificultad de concentración: Buscando el eterno reconocimiento, su pensamiento está dirigido en todo momento a cubrir las necesidades de cuántos la rodean. “No sé qué más puedo hacer (…para que me quieran)”. 
  • Insomnio: Entregarse al sueño es relajarse y confiar. Si yo siento que “el enemigo y/o el peligro acecha” entonces “necesito estar alerta”. También el insomnio es indicador de necesitar estar controlando todo y en todo momento, puesto que mientras dormimos “dejamos de controlar”. Para más información sobre este síntoma te invito a leer el post que redacté al respecto. 
  • Cefaleas: En general los dolores de cabeza tienen su origen en una desvalorización intelectual, cuando trato a toda costa de encontrar “otras ideas” con que rebatir una opinión diferente (=frente a la autoridad), es decir, es estar dando una y otra vez vueltas a lo mismo en la cabeza. Estas personas tienen un alto nivel de exigencia, tanto con ellas mismas como con las personas que la rodean, y con frecuencia (ya lo hemos visto con el insomnio) son muy controladoras. “Esto no está saliendo como a mí me gusta”, “todo ha de ser perfecto”. Y tenemos que recordar que no solo es importante vivir, sino también dejar vivir. 
  • Dolores estomacales: El estómago es el órgano que finalmente acepta, o no, todo lo que “nos comemos”, y duele cuando nos obligamos a aceptar (= a digerir), uno tras otro, todos  aquellos “marrones” que nos tragamos de la familia. 

.

www.volviendoanacer.es | BioNeuroEmoción Madrid | Fibromialgia: Conflictos emocionales | Ni contigo ni sin ti

.

Conflicto de identidad

Después de haber interpretado durante tanto tiempo un determinado papel en la historia que es nuestra vida, terminamos, sin pretenderlo, por identificarnos y reconocernos con él y en él. Si queremos empezar a Ser algo muy diferente lo primero es darnos cuenta de que Somos más que ese personaje “inventado y creado por nosotros”, y después poner nuestra intención en ir quitando poco a poco las “capas de cebolla” que nos separan de nuestro verdadero Ser, sin olvidar, no obstante, que esas capas han sido necesarias para cubrirnos (=protegernos) mientras las hemos necesitado. 

La persona con fibromialgia entra en pánico ante la sola idea de dejar de ser “el personaje”. La incertidumbre de “no saber quién será” si decide actuar de una manera diferente la bloquea y paraliza. Es un “quiero y no puedo” porque “es en la familia donde me he estructurado, donde he tomado forma”, de alguna manera “es la familia quién me ha dado mi identidad”; incapaz de resolver esta situación dónde se encuentra atrapada, a cada paso se siente con menor valía… y con menor valor (=determinación) para llevarlo a cabo. 

  • Problemas con la memoria (conocidas como “lagunas mentales”): Es una manera de “borrar” el pasado. Aquí cabría preguntarse “¿qué quiero olvidar que tanto me duele?”.

Personalidad: Desvalorización

No sirvo para nada

La persona que vive en desvalorización ni se ama, ni se valora, ni se respeta lo suficiente. Si aplicamos la Terapia del Espejo veremos que ella, en esa misma medida, percibe que las personas con las que interactúa ni la aman, ni la valoran, ni la respetan.

Si cada una de las personas que nos rodean no sólo forman parte de nuestro propio universo sino que además están haciendo el papel que las corresponde, entenderemos que gracias a estos espejos vamos a aprender a amarnos, valorarnos y respetarnos.  

El enfermo de fibromialgia vive para los demás, tan fuera de sí, de su sentir, que no es capaz de darse cuenta de cuando se aproxima al límite de su esfuerzo para poder retirarse a tiempo, siendo que en la mayoría de los casos incluso supera éste con creces.

Para él la familia ocupa un primer lugar en el ranking de prioridades: cree que no puede abandonarla porque ésta depende de ella, se siente el sostén de su familia y se desvive por atenderla. Realmente es como el niño que se pone delante de los papás y comienza a hacer aspavientos para atraer su atención ansiando su reconocimiento… pero si éste no llega (= si no se le reconoce su total entrega y sacrificio) se siente aún más desvalorizado.

La responsabilidad que esta persona asume en cuestiones que no la conciernen esconde una desproporcionada culpabilidad: ”no soy lo suficientemente buena”, “no sirvo para nada”, “lo he hecho mal”. Su vida es hacer y hacer para que los demás la valoren. Su eterna queja la de que “nadie se da cuenta”: “con todo lo que hago por ellos y así me lo pagan”. Asimismo, como está en la obstinación de que todo ha de ser perfecto, no porque alguien se ofrezca para aligerarla de su carga va a liberarse de ella: “no lo va a hacer como yo”, “si no sale bien va a ser culpa mía”.

Si buscamos en su Transgeneracional generalmente encontramos que hubo una mamá castradora (ausente o sobreprotectora). Su programa la lleva a erigirse como la “gran madre”: todo lo tiene que hacer ella, de todo se tiene que ocupar.

Por su parte, en el estudio del Proyecto Sentido, vemos que estas personas no fueron deseadas por sus padres (bien porque nacieron del sexo contrario, bien porque llegaron en “un mal momento”), e incluso las quisieron abortar.

Reflexiones

La vida es como es y no como a mí me gustaría que fuera. Puedo luchar contra ella hasta agotar mi energía… o aceptarla. Si no quiero morir en el intento, mejor elijo esto último. Cuanto más acepto más me valorizo, más disfruto, más VIVO.

Aceptar es sinónimo de rendición, no de resignación. Me rindo ante lo evidente.

Puedo, por ejemplo, entender y comprender que la desvalorización tan sólo es una parte de mí que está enferma… ¡¡pero no soy yo!!, y que, si así lo quiero, este puede ser el mejor momento para comenzar una aventura apasionante hacia mi propio descubrimiento.

Esto a veces puede no resultar sencillo, porque cuando se ha pasado mucho tiempo entregada a los demás olvidándose de una misma se ha perdido la conexión con el alma: parece no haber amor, parece no haber valor, parece no haber alegría… pero sólo “parece”. El amor, el valor, la alegría siempre han estado ahí, esperando a que te dieras cuenta de ellos. 

Te invito a jugar al “como si… esto ya formara parte de tu vida”. Con los ojos cerrados visualízate siendo la persona que deseas ser. El inconsciente no necesita nada más. Date el permiso de comprobar que la vida es alegre y que puedes disfrutarla plenamente.

.

¡¡Venga, anímate, haz un “como si…”!!

.

.


– Gracias –


Porque tú tienes el problema pero también tú tienes su solución… te acompaño en el camino de vuelta a tu Ser, si es que encuentras obstáculos para acceder por ti mismo al origen de tu enfermedad, trastorno y/o situación conflictiva

.

www.volviendoanacer.es | Bioneuroemoción Madrid | Hipnosis Clínica Reparadora | Regresiones | Hipnosis Profesional | Numerología Terapéutica | Registros Akhásicos | Theta Healing | Flores de Bach | Estudip Proyecto Sentido Gestacional | Estudio del Transgeneracional | MorfoPsicología.

.

www.volviendoanacer.es | Bioneuroemoción Madrid | Hipnosis Clínica Reparadora | Regresiones | Hipnosis Profesional | Numerología Terapéutica | Registros Akhásicos | Theta Healing | Flores de Bach | Estudip Proyecto Sentido Gestacional | Estudio del Transgeneracional | MorfoPsicología.

Mail: angelescmr@gmail.com  –  Tfno. y Whatsapp: +34 685 42 36 53
Consultas presenciales en Madrid y en todo el mundo a través de Skype

.

Suscríbete al blog de Volviendo a Nacer y recibirás las últimas publicaciones y novedades en tu correo electrónico:

,

.

Si te ha gustado, ¡¡compártelo!!

  • www.volviendoanacer.es | Bioneuroemoción Madrid | Hipnosis Clínica Reparadora | Regresiones | Hipnosis Profesional | Numerología Terapéutica | Registros Akhásicos | Theta Healing | Flores de Bach | Estudip Proyecto Sentido Gestacional | Estudio del Transgeneracional | MorfoPsicología

.

¿Cuál es mi sitio?

.

Según la definición médica, las hemorroides son provocadas por la dilatación de una vena rectal. Pueden aparecer en la zona interna (recto) o en la zona externa (ano) y cursan con síntomas que varían de unas personas a otras: ardor, irritación, prurito (=picor), dolor e incluso sangrado.

La zona del ano-recto se asocia inconscientemente con el lugar dónde “pongo el culo”, mi sitio, mi lugar en la vida (familia, trabajo…). Aunque socialmente y con habitualidad las hemorroides se vinculan exclusivamente al estreñimiento (=sequedad de las heces), encontramos que las situaciones que las provocan no sólo se relacionan con este síntoma. De tal forma que:

  • Cuando las hemorroides aparecen internamente buscaremos situaciones que se hayan vivido como algo sucio, malintencionado, guarradas sufridas en relación a la falta de reconocimiento. 
  • En el caso de que su localización sea externa hablaremos de un conflicto de ausencia de  identidad o pérdida de territorio (real o simbólico).

Las hemorroides se manifiestan en la fase de resolución del conflicto, esto es cuando la persona ha encontrado una solución a su problema, sin embargo, al ser ignorada esta información, lo convertimos en un síntoma crónico cuando constantemente entramos y salimos de él.

Conflictos asociados

Desvalorización

Generalmente se trata de personas desvalorizadas e inseguras con dificultad para tomar decisiones. Debido a un conflicto base de no ser reconocidos en la familia, prefieren aferrarse y no expresar sus sentimientos, auto exigiéndose el llevarlos como una carga y en silencio, actitud por la que se sienten sometidas y presionadas emocionalmente: “me siento abandonado en esta familia” o “no puedo abandonar esta familia”, “quiero que éste o aquel abandone mi familia”, “no puedo más con esta carga”, “no encuentro mi lugar en mi familia”.

Esta desvalorización se refleja asimismo en la necesidad de obligarse a tener los mejores resultados (normalmente en todas las facetas de su vida) que les lleva a compararse constantemente con sus congéneres; más la que se marcan supone para ellos una cota inalcanzable, puesto que por más que se esfuerzan y sacrifican sienten que nunca la alcanzan: “por mucho que haga nunca llego”, “me gustaría poder hacerlo mejor”, y si alguna vez “llegan a demostrar que lo han logrado”, la obligación de “tener que mantener” lo que han hecho o “no poder perder” lo que han conseguido es todavía, si cabe, más esclavizante: “no estoy siendo quién realmente me gustaría ser”, “no soy lo que los demás esperan de mí”.

.

hemorroides-conflictos-emocionales-1

.

Rabia y rencor

Las personas que presentan hemorroides tienden a guardar rabia y rencor en relación a una experiencia vivida en el pasado (por algo que se vivió como un insulto, una imposición o una denigración de su dignidad) y que se mantiene viva en su mente.

Pérdida de territorio

Cuando el conflicto tiene que ver con la pérdida de territorio, la persona siente (consciente o inconscientemente) que es imposible hacerse con el lugar que le corresponde, que no sabe cómo hacerse valer y así ser reconocida por su verdadera identidad: “no puedo estar en mi sitio”, “no tengo el lugar que me pertenece en mi territorio”, “no quiero volver a casa”, “me aburre estar en mi casa”, “mi madre siempre se entromete en mis cosas”.

Tirando del hilo

En ocasiones este conflicto se programa en el útero materno (lo que conocemos como Proyecto Sentido) ante el deseo de los padres (o al menos de uno de ellos) de que el futuro bebé sea de un determinado sexo: “mis padres querían un niño y soy una niña… ¿cuál es mi identidad?”, “¿quién soy realmente con respecto a mi familia, a la sociedad?”.

Cuando uno de los síntomas es el sangrado, sabemos desde la BioNeuroEmoción® (puesto que sangre = familia) que la situación que vive la persona tiene que ver muy estrechamente con su entorno familiar (“alguien debe entrar o salir de la familia”). También la sangre se relaciona simbólicamente con la alegría de vivir (en este caso mirar cuál es la situación que estoy viviendo en un contexto de infelicidad y/o insatisfacción): “no pertenezco a esta familia”, “no me siento reconocido en mi familia”.

Si la base es el estreñimiento buscaremos por un lado una situación en la que me siento abandonado por la madre (o persona que juegue el rol de figura materna) o siento que abandono a mis hijos: “tengo miedo a ser abandonado por mi madre”, “no sé cuál es mi sitio en la vida ahora que mi madre no está”, “siempre necesito la opinión de mi madre”, y por otro lado la incapacidad de soltar o necesidad de retener a algo o a alguien (que normalmente proviene de carencias afectivas vividas durante la infancia): “me cuesta soltar”, “no quiero perderlo”.

Reflexiones

La curación radica en dejar de buscar ir agradando a los demás y ser tú mismo, darte el permiso de mostrar tus debilidades y tus habilidades, darte el permiso para manifestar y expresar tu derecho al lugar que te corresponde en cada parcela de tu vida, de la misma forma que entiendes y respetas el sitio que le corresponde al otro.

En la consulta de BioNeuroEmoción® encuentras el espacio apropiado dónde poder expresarte libremente, porque cuando no hay juicio la emoción reprimida brota desde lo más profundo de tu alma, y cuando esta emoción es liberada, entiendes el para qué te ha servido el síntoma y cuál es su origen genealógico, tu conciencia de la vida cambia por completo.

.

Sé tú mismo

Sé tú misma

.


– Gracias –


Porque tú tienes el problema pero también tú tienes su solución… te acompaño en el camino de vuelta a tu Ser, si es que encuentras obstáculos para acceder por ti mismo al origen de tu enfermedad, trastorno y/o situación conflictiva

.

www.volviendoanacer.es | Bioneuroemoción Madrid | Hipnosis Clínica Reparadora | Regresiones | Hipnosis Profesional | Numerología Terapéutica | Registros Akhásicos | Theta Healing | Flores de Bach | Estudip Proyecto Sentido Gestacional | Estudio del Transgeneracional | MorfoPsicología.

.

www.volviendoanacer.es | Bioneuroemoción Madrid | Hipnosis Clínica Reparadora | Regresiones | Hipnosis Profesional | Numerología Terapéutica | Registros Akhásicos | Theta Healing | Flores de Bach | Estudip Proyecto Sentido Gestacional | Estudio del Transgeneracional | MorfoPsicología.

Mail: angelescmr@gmail.com  –  Tfno. y Whatsapp: +34 685 42 36 53
Consultas presenciales en Madrid y en todo el mundo a través de Skype

.

Suscríbete al blog de Volviendo a Nacer y recibirás las últimas publicaciones y novedades en tu correo electrónico:

,

.

Si te ha gustado, ¡¡compártelo!!